Archivo

Melisa de Oro, el destape de una zorra empoderada

“Zorra”, le gritó un motociclista y Melisa pensó en todas las palabras que se usan para ofender a una mujer. “¡Ay sí!, ¿cómo te diste cuenta?”, le respondió. Antes, cuando se llamaba José, se casó, tuvo dos hijas, se separó y hasta fue docente. Ahora, en su departamento, hasta los amantes pagan.

Marilú Marini, en busca del alma humana

Vive, a la vez, en Buenos Aires y en París. Es una de las actrices más importantes de la Argentina y tras cincuenta años de carrera sigue con la misma sed, buscando “eso que no sabemos”.

El arte de mirar: Buenos Aires, Argentina y el mundo en los ojos y relatos de Hebe Uhart

Hebe Uhart escribe, viaja y, sobre todo, observa y escucha. Tiene más de ochenta años y muchos la consideran nuestra mejor escritora. En cada respuesta lanza una anécdota ilustrativa, y se anima a las definiciones contundentes: “Mirtha Legrand dura más que los gobiernos. Va como 50 años, cargada de joyas… ¿cómo no se va a identificar la gente con ella? ¿Quién no quisiera vivir 128 años cargada de joyas?”

Pedro Mairal: “Para escribir necesito que me pasen cosas”

Siendo estudiante de Medicina sintió el deseo de la escritura, y con el tiempo encontró en la literatura una identidad, un refugio ante la incertidumbre. Publicó novelas, cuentos y poemas, y ahora, mientras espera que la vida le entregue historias, explora en la música un nuevo terreno creativo.

Luis Ortega: “Robledo Puch me importa menos que cualquier planta que me pueda cruzar en la calle”

Enfundado en su pijama de Mickey Mouse, Luis Ortega desgrana reflexiones sobre el éxito, el fracaso (constante), el cine que aprendió a golpes en la calle y la marginalidad, una condición que “te despoja de la posibilidad de disfrazarte de persona”. Esa liberación de las fuerzas del bien y el mal recorren toda su obra, sobre todo en su última película, El Ángel, una reconstrucción libre del trístemente célebre asesino serial, Carlos Eduardo Robledo Puch. En esta entrevista con Almagro Revista, Ortega responde a las críticas que se le hizo por dejar trascender una aparente simpatía con el personaje, incluso por haber omitido dos asesinatos de mujeres que habían sido violadas por su socio en los robos. Y sentencia: “Si querés ir a ver a Robledo Puch, andá a Sierra Chica. No se lo va a encontrar en la película”.

Vicente Viloni, estrella de 100% lucha: “Es muy difícil reconocer cuando se te termina la carrera”

Quiso ser biólogo marino, empezó como boxeador y se ganó la vida como sodero hasta que en 2008 llegó a la TV: fue estrella de Titanes en el Ring y 100% lucha, estuvo a punto de morir en una escena, el “Ancho” Peucelle lo consideraba su sucesor, llenó un Luna Park y hoy reparte su tiempo entre su emprendimiento propio, una peluquería infantil, y como luchador independiente, viajando por el interior del país. La vida de Norberto Adrián Fernández, popularmente conocido como Vicente Viloni.

Alan Pauls: “Me gusta más el arte que divide que el arte que universaliza, generaliza y uniforma”

Afirma que la crítica literaria ha muerto, en tiempos en donde la inmediatez y la híper estimulación informativa proliferan. “Tal vez leer sea la última práctica continua que quede en el mundo”, dice Pauls. Coqueteos con el mundo de las artes y cierta cultura de clase media progre de los sesenta, en una larga entrevista con Almagro Revista.

Aldo Sessa: la lluvia, la luz y tres millones de fotografías

Aldo Sessa se acerca, saluda amable, casi con afecto. Su presencia impone respeto y calma. Sin demasiado preámbulo, con entusiasmo, marca el ritmo: la entrevista no podrá extenderse más de una hora porque los días de lluvia tienen para él la mejor luz, y tiene todo listo para ir a sacar fotos a La Boca. Con suerte, también intentará fotografiar el eclipse de luna llena. “No sé si se ve, si no se ve, pero tengo todo preparado y lo quiero a hacer. Estoy con garra, es una pasión”, comenta.

Gabriela Esquivada: “Necesitamos recuperar la información como un derecho”

Tiene una amplia trayectoria como periodista, escribió uno de los mejores libros sobre la Cuba actual y editó dos de los libros de no ficción más resonantes de los últimos tiempos: Born (María O’Donnell) y El salto de papá (Martín Sivak). Vive en Estados Unidos y, con profundo conocimiento de causa, lanza agudas críticas al gobierno de Trump y analiza la potencia destructiva o banalizadora de los medios y las redes.

Tomás Abraham y su pelea eterna contra los “indignados berretas” y los “entusiastas delirantes”

Dice que las redes sociales son una fábrica de estupidez, que no da prácticamente notas porque no hay espacio para reflexionar en medio de una platea “dividida en dos” y que los medios son más esclavos de la gente que la gente de los medios. Una visita al búnker del filósofo Tomás Abraham, un pensador que dispara con acidez contra las limitaciones de la sociedad argentina y que solo encuentra la calma mirando fútbol, alguna serie en Netflix o caminando por el barrio de Palermo.